ves esta página sin formato por que esta hecha cumpliendo el estándar web CSS 2.
tú navegador no soporta este estándar, o tienes dicho soporte desactivado.
si estas en el primer caso, actualízate. merece mucho la pena.

{El gato de cheshire}

{ Meditaciones intrascendentales desde el otro lado del espejo }

Archivos

<Diciembre 2019
Lu Ma Mi Ju Vi Sa Do
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31          


Documentos


Blogalia

Blogalia


©2002 angelie

Inicio > Historias > La niña más feliz del mundo

La niña más feliz del mundo

De pequeña, me gustaba ponerme unos camioncitos en los pies y patinar pasillo arriba pasillo abajo, me los ataba con los cordones de las Chirucas y era la niña más feliz del mundo, luego me compraron unos con correas rojas de plastico que se ataban con hebillas, entonces me bajaba a la plaza de la Sagrada Familia y venga a dar vueltas y vueltas a un circuito, mi abuela me esperaba sentada en un banco,seguia siendo la niña más feliz del mundo mundial.(Mundial: bar donde ponen vermouths muy ricos).

Pasaron unos años, los patines se rompieron...y los Reyes Magos de Oriente me trajeron unos hermosos y mágicos patines nuevos, blancos, de bota, 4 ruedas negras...aún recuerdo la sensación de dar cabriolas y equilibrios en aquel asfalto plano, brillante y resbaladizo del colegio. Los guardaba en una bolsa granate en forma de media luna que olia maravillosamente bien, junto con 2 pares de calcetines limpios o sucios y una cantimplora, unos cromos para cambiar, mis canicas y mis gomas de saltar, una bola de papel de plata del bocadillo que me habría comido antes y el chandal azul marino con rayas a los lados. En el banco de madera del vestuario la bolsa se quedaba arrugada hasta que de regreso volviamos juntas a casa, creo que dormía a los pies de mi cama. Los martes y los jueves era la niña más feliz del mundo.

Pasarón más años...en Nueva York me quedé pasmada cuando vi a un chico volar por Manhattan con unas cosas en los pies...que tenian una rueda detras de otra!!!! Como se agarraba a los taxis! Como esquibaba las limusinas!

Vinieron las preolimpiadas, ya estaba yo casi cada noche patinando por Barcelona, con esos patines verdes brillantes que me regale a mi misma,en mis walkman sonaban Blues Brothers, Prince y El Ultimo de la Fila. Volvia a ser la niña mas feliz del mundo.

Pasé por una tienda el otro día...en el escaparate unas botas plateadas, 5 ruedas rojas de un material...creo que perfecto, sin frenos, cordones púrpura...creo que patinarán solos, yo solo tendre que preguntarles si les puedo acompañar de paseo. Serán los patines más felices del mundo, y a Ona le enseñaré que tambien se patina con patines...no solo con dos CDs en los pies...

2003-02-27 23:43 | 0 Comentarios


Referencias (TrackBacks)

URL de trackback de esta historia http://angelina.blogalia.com//trackbacks/5732

Comentarios

portada | subir